Así son las uvas que puedes encontrar en España

Así son las uvas que puedes encontrar en España

Uva y España son dos términos que mantienen un idilio desde hace muchos años. Quizás muchos más de los que te puedas imaginar. Y es que el vino ha estado presente en la cultura hispana desde hace miles de años. Hoy queremos hacer un repaso de las principales variedades de uva que puedes encontrar en los viñedos del país. Quizás te sirvan para conocer un poco más sobre el mundo vinícola.

Serán los profesionales de Viveros de vides PlantVid, los que nos inviten a descubrir aspectos desconocidos del mundo de las viñas. Todo ello desde el punto de vista del personal especializado de su vivero de vid y viñas.

Uva tinta

Cabernet Sauvignon

El origen de esta uva es francés, concretamente de Burdeos. Se difunde por las zonas templadas y calientes de todo el mundo. Es muy fácil de reconocer ya que tiene un racimo medio-pequeño, bastante compacto de grano medio, esferoidal y de sabor ligeramente herbáceo. No crece en suelos excesivamente fértiles y húmedos, que inducen a un gran vigor y dificultades de lignificación. Su brotación de tardía es de 5-7 días después de tempranillo, lo que le permite escapar de heladas primaverales.

En botella, será un vino muy coloreado, tánico, hasta el punto de ser muy recio el primer año siguiente a su vendimia, por su aspereza. Con envejecimiento se obtiene una notable fineza. Vinificado con otras variedades mejora notablemente las características organolépticas.

Tempranilla

No diga uva tinta de calidad, diga Tempranilla. Es la uva española por excelencia y la más conocida fuera de España. Originaria de La Rioja, su cultivo se encuentra extendido por prácticamente todo el territorio. Las regiones de Valdepeñas y La Rioja cultivaron tradicionalmente esta casta, siendo su variedad más importante. Los racimos de la variedad Tempranillo son de tamaño grande, forma esférica y compactos, con uvas de color negro púrpura, forma esférica, tamaño mediano, piel gruesa y particulares sabores a frutas y compota.

Garnacha tinta

Esta uva tinta la puedes encontrar en muchas denominaciones de origen: Cariñena, Almansa, La Mancha, Méntrida, Ampurdán, Priorato, Utiel-Requena. Variedad secundaria en Ribeiro, Yecla, Campo de Borja, Somontano, Ribera del Duero, Toro, Penedés, Tarragona. Es un grano mediano, azul-violáceo, que forma un racimo medio de ronco piramidal. Su maduración media se puede adaptar a la vendimia mecanizada. Con esta uva vas a tener vinos de color rubí claro bien constituidos, sabrosos y con aroma muy peculiar. Incluso en zonas cálidas se puede obtener un vino rosado, dotado de un delicado perfume afrutado y agradable.

Uva Monastrell

Esta variedad de uva tinta se extiende por todas las zonas cálidas. En España, es especialmente abundante en Alicante, Valencia y Murcia (especialmente relevante en las DD.OO. Jumilla, Yecla, Almansa y Alicante). Los racimos son medianos, compactos y de forma cilíndrica. Las bayas son medianas, esféricas y de color azul grisáceo. La intensidad colorante es media y muestra equilibrio entre acidez y alcohol. Es una variedad muy dulce, con aromas a uvas maduras casi pasificadas y sabor potente y frutoso.

Uva blanca

Chardonnay

El tipo de vino es de un sabor típicamente vairetal, de color amarillo pajizo,con reflejos dorados. Su aroma y perfume son muy delicados. Tiene el cuerpo y la acidez justa, con un buen grado alcohólico.

Garnacha blanca

Los racimos de estas uvas son medianos. Esta variedad produce vinos con una acidez media-alta que la hacen muy interesante para mezclar con otras variedades, ya que aporta acidez al conjunto. Es abundante en Tarragona, Zaragoza y Teruel, aunque la puedes encontrar en toda España.

Moscatel Alejandría

Es una uva de color verde-amarilla. Tiene racimos grandes, con aroma moscatel. Y su maduración en agosto-septiembre. Apta para pasas, vinos y en consumo en fresco. Es muy habitual encontrarlo en las ventas del sur de España. Dicen que es ideal para abrir el aperitivo.

Pardina

Es la uva más abundante en Extremadura, aunque también está presente en Andalucía. Sus racimos son de tamaño medio tirando a grande, compactos y con uvas medias de forma esférica y una piel fina de color amarillo pálido. Se suele utilizar como mezcla con otras variedades. Aunque se utilizaba para producciones de granel, en la actualidad se está descubriendo su potencial para elaborar vinos con aromas a hierbas de monte y frutas maduras.

Airén

Es la variedad blanca más abundante en España. Principal en la denominación de origen La Mancha y Vinos de Madrid. Sus características son uva blanca de racimos grandes y apretados. Poco sensible a las heladas de primavera por su brotación tardía. Resistencia a la sequía óptima.

¿Qué te ha parecido esta vuelta a España de uvas? La verdad es que podríamos seguir, pero otro día ampliaremos con más variedades. Se podría decir que en nuestro país hay tantas uvas, como opiniones. Y como bien sabes, tenemos muchas. ¿Cuál es la variedad favorita para ti?