factor-crítico-Shame-slider

El rostro del deseo; Shame de Steve McQueen

Por David García

 

Una aproximación a la trayectoria de Steve McQueen, nombre de evocación eminentemente cinematográfica, nos presenta a un director cuando menos inquieto, que intentó ser futbolista y que se decantó finalmente por la exploración artística, con especial acierto en el mundo audiovisual.


Factor-Crítico-Mono-y-Lobo-Slider

Mono & Lobo; de Lola Moral y Sergio García

 por Roberto Bartual

La lectura de Mono & Lobo me ha hecho recordar una afición que tenía cuando niño: la de dibujar mapas de países inventados y otros reales con los que llenaba compulsivamente páginas y páginas de cuadernos. Nunca me había preguntado por el motivo de esta afición, pues acabé olvidándome de ella como de tantas otras


Factor Crítico-Juego de tronos vs The walking dead-Slider

Juego de Tronos vs. The Walking Dead

Por Roberto Bartual

«Lo bueno, si breve, dos veces bueno», dice una máxima que siempre me ha parecido un tanto sospechosa. La primera vez que la escuché fue en boca de algunos profesores del instituto; a fuerza de tanto repetirla, uno se preguntaba si estaban interesados en que hiciéramos buenos exámenes o en que estos fueran cortos para no tener que corregir tanto. Por otro

Factor-Crítico-Una-novela-canalla-Iván-Repila

Una gran fiesta en casa del enemigo; Una comedia canalla de Iván Repila

por Miguel Carreira

No hay ningún problema en que una novela sea muy cinematográfica, ni en que una película sea muy literaria. El problema, en todo caso, es que los recursos cinematográficos que se utilizan funcionen, o que los recursos literarios no estropeen la película. ¿Nos gustan las películas en las que los personajes no hacen otra cosa que hablar? Por lo general no, salvo que el que hable sea Groucho. ¿Nos gustan los libros que se parecen a películas? Aquí el parecido es una cuestión más compleja, porque el parecido puede estar basado en referencias y uso de tópicos, o puede estar basado en un abuso de imágenes, o puede estar basado en que todos los personajes tengan armas y que, si alguno no las tiene, nosotros sepamos que, en cuanto se las encuentre, sabrá siempre cómo usarlas.