Todo lo que no te pude decir

Dos chimpancés se fugan del zoo. Es primavera y están enamorados. Las dos bestias han partido del sexo, del puro sexo, animal e instintivo, y han llegado a una historia de amor; a un melodrama trágico.

Un hombre inicia una relación sexual con una gorila. El cuidador desarrolla una relación con el animal que va derivando hacia algo que no es muy distinto del amor, que es demasiado parecido al amor como para que pueda sobrevivir y que queda desgarrada entre los dientes del tabú y de la vergüenza. El policía que resuelve el primer caso e investiga el segundo se enamora de una prostituta. Desde el sexo mercantilizado llega a encontrar el amro o a lo que interpreta que es el amor, pero este no puede ser correspondido, porque la prostituta está enamorada de otra mujer, de una dramaturga que ha llevado al teatro La muerte y la doncella. La historia de una mujer violada que se encuentra con su violador en un mundo totalmente diferente, la historia de un cosmos que estalla cuando los dos personajes vuelven a encarnar e invertir los roles de su pasado. Esta historia de La muerte y la doncella es también la representación de la tragedia personal y secreta de la prostituta: el relato de un pasado que se interpone entre las dos amantes, quizás de forma irresoluble. El policía, olvida su historia de amor despechado negociando un acuerdo para compartir su vida con una emigrante dominicana. Alguien que necesita de amor y, sobre todo, de protección. El antiguo amante-violador de la prostituta recorre las entrañas de la administración intentando encontrar a la mujer que huyó de él. Desde su punto de vista, está buscando a la mujer que le robó el pene.

Todo lo que no te pude decir recorre los temas habituales en la poética de Cristina Peri Rossi: el amor, el sexo, el feminismo, la dominación, el viaje, el exilio y la huida. De todos estos temas, quizás lo más destacados son los que giran alrededor del triángulo difuso que se establece entre el amor, el deseo y el sexo. Un triángulo que podría resumir un porcentaje francamente elevado —¿excesivamente elevado? quién sabe— de la producción literaria occidental, al menos desde que los poetas occitanos empezaron a trabajar con el tema del amor cortés.

la memoria magritte
La memoria – Magrite,1948

A lo largo de los distintos relatos Peri Rossi parece jugar a formular los distintos resultados que surgen de la combinación de estos tres elementos. ¿Qué sucede cuando el deseo se superpone al amor? ¿Qué relación surge cuando el sexo es la estrategia del deseo? ¿Y cuando es una herramienta de dominación? El resultado es un mapa sobre relaciones que están siempre al borde de la desintegración. Relaciones tan frágiles que tienen que ser protegidas de la luz, y que se desintegran sólo con el soplo de las palabras. ¿Pueden amarse los animales? ¿Pueden llegar a enamorarse de la forma en la que los seres humanos interpretan el enamoramiento? ¿Puede un hombre llegar al amor a través del sexo? ¿Puede comprarse el amor si se respetan las normas sociales y la compra no se establece en términos de dinero, sino, por ejemplo, de seguridad? ¿Hasta qué punto no implica un acto de dominación el servirse de las circunstancias para alcanzar los deseos? ¿En qué momento aprovecharse del poder que confiere la sociedad supone un problema ético?

Peri Rossi propone un libro en el que lo prioritario es el análisis de los elementos y en el que todo se supedita a ello: los personajes, que a veces acaban desdibujados por la presión de la trama —no es fácil, por ejemplo, entender las motivaciones del comisario Fonseca—, las interrelaciones entre ellos —las coincidencia en el espacio y el tiempo de los personajes está al límite de la credibilidad—, absolutamente todo queda condicionado por el desarrollo de una estructura que, a base de simetrías, resulta casi pictórica, que a base de poner a prueba su verosimilitud coquetea con la fábula. Una estructura narrativa, hay que decirlo, particularmente elegante, ciertamente eficaz, construida, no para llegar a una conclusión, sino para extender, como en el tapiz románico que inspiró su La nave de los locos, las imágenes del desconcierto que produce un tema al que no le queda más remedio que ser inagotable porque, más allá del amor, más allá del sexo y más allá del deseo, la combinación de los tres elementos produce un bestiario inagotable. Condiciona hasta tal punto las relaciones entre nosotros que, si llegásemos a agotar el tema, habríamos agotado también todo lo que tenemos que decir sobre buena parte de aquello que nos identifica como humanos. Una perspectiva que, por ahora, parece bastante lejana.

Todo lo que no te pude decir portada pequeñaTodo lo que no te pude decir
Cristina Peri Rossi
Menoscuarto, 2017
200 pp

Revista cultural Factor Crítico. Somos una revista dedicada a la crítica de cine, crítica literaria, crítica cultural, crítica de ensayo y crítica de cómic

Please follow and like us:

Quizás también te interese

Revista Factor Crítico

Revista cultural Factor Crítico. Somos una revista dedicada a la crítica de cine, crítica literaria, crítica cultural, crítica de ensayo y crítica de cómic